Es el complemento perfecto para la limpieza diaria de tus dientes, nunca un sustituto. Permite obtener un resultado completo debido a sus múltiples cabezales y a la posibilidad de acceder a zonas de difícil acceso.

La boca es nuestra principal carta de presentación, motivo por el que poseer una sonrisa de anuncio con unos dientes blancos y relucientes es uno de los retos estéticos más codiciados. La medida principal para conseguir una sonrisa blanca es lavarse los dientes cada día con asiduidad después de cada comida. En los últimos años ha surgido un importante método complementario pero no sustituto de esta rutina, y es que también puedes hacer uso de un irrigador dental, un aparato que es tendencia cada vez más debido a sus increíbles resultados. A continuación te vamos a contar exactamente para qué sirve este aparato y sobre todo cuáles son sus increíbles beneficios para tu boca.  Además, si decides probarlo puedes ahorrar si te beneficias de las ofertas en irrigadores dentales disponibles en Clínica Dental Dr. Reato.

¿Qué es y para qué sirve el irrigador dental?

 

¿Qué es?

Básicamente el irrigador dental es un aparato perfecto para la limpieza de la boca junto al cepillo tradicional manual o eléctrico y otras técnicas como el blanqueamiento dental, es decir es un instrumento totalmente complementario ideal para utilizar durante la limpieza diaria de la boca.

Funciona limpiando la encía gracias a un potente chorro pulsátil de agua a presión que consigue eliminar la placa bacteriana y los restos de comida que se acumulan tanto en la encía como entre los dientes. Al utilizar agua a presión y penetrar por debajo de las encías con gran fuerza, el resultado que ofrece con respecto a los cepillos tradicionales es mucho más eficiente pero repetimos, no es su sustituto sino su complemento perfecto. Son muy fáciles de usar y muy seguros, lo recomendable es que los utilices después del cepillado y antes por ejemplo de utilizar el hilo dental ya que el cepillo servirá para limpiar, el irrigador para pulir el limpiado y el hilo para perfeccionar el resultado.

¿Cuáles son sus beneficios?

Sus beneficios derivan ante todo del uso complementario de cepillado tradicional, hilo dental y otras técnicas ya que por sí solo no ofrece grandes resultados. De forma general es capaz de reducir el nivel de placa bacteriana de nuestros dientes por lo que evitaremos molestos problemas como las caries, el sarro dental, y también consigue reducir el nivel de inflamación y sangrado de nuestras encías al realizar un pequeño masaje con la misma presión, por lo que prácticamente nos asegura una larga vida para nuestros dientes.

 

irrigador-dental

 

 

 

 

 

Por otro lado, la sensación de limpieza al utilizarlo será mucho mayor ya que si lo combinamos con colutorios y otros productos obtendremos un frescor absoluto durante casi todo el día, además de que es capaz de acceder a zonas que no podríamos limpiar con el cepillado tradicional como las interproximales, los huecos debido a su difícil acceso.

Es especialmente recomendable para personas que utilicen aparatos de ortodoncia o que tengan colocados coronas e implantes, ya que este instrumento posibilita una limpieza completa, vital en estos casos, así como también para usuarios con diabetes o con periodontitis, ya que mejora la limpieza de las bolsas periodontales.

Por último, destaca su versatilidad, ya que lo pueden usar usuarios de cualquier edad por lo que es ideal para incentivar en los niños el cuidado diario de los dientes.

En esencia, un producto de uso fácil, barato, efectivo y complementario. Recuerda, no es el sustituto del cepillado tradicional ni tampoco del blanqueamiento o el uso de hilo dental sino más bien un complemento perfecto que te proporcionará una limpieza completa y por tanto una boca perfecta, reluciente y sobre todo sana.

 

Clínica Dental Dr. Reato

SANT CUGAT DEL VALLÉS

Comentario Entrada ES 2
Valoración
no rates
0
¿Articulo interesante?
Dar su opinion
¿Articulo interesante?
Su nombre y apellidos *
Dirección e-mail *
Título *
Opinión *